Publicada en

Aplicadores y reactivos magnéticos para revelar huellas latentes

El revelado de rastros papiloscópicos latentes ha variado mucho desde que el Dr. Henry Faulds tomó conciencia de su valor a fines del siglo XIX.

Luego de un contacto casual de rastros papilares de una mano con hollín, dejadas en una pintura fresca, Faulds se percató de que en un vaso se encontraba el rastro de huellas de un criminal, y dedujo que no era necesario tener las manos ennegrecidas para dejar dichas huellas.

Desde ese hecho a la actualidad, revelar rastros latentes se ha convertido en todo un arte, incluso con técnicas que parecen ser sacadas de la ciencia ficción.

Entre los métodos más llamativos, se puede mencionar el revelado de huellas por medio de Aplicadores De Polvos Magnéticos.
Los mal llamados Pinceles Magnéticos, son herramientas que carecen de cerdas. Son utilizados con polvos especiales, que contienen partículas imantables, que se conocen como “Polvos Magnéticos”. Su composición es de hierro y pigmento.

Utilizando un campo magnético accionado a la voluntad del operador, se logra formar una especie de cepillo con las partículas de hierro, que permite realizar revelados en objetos pequeños, superficies verticales, o en otro tipo de superficies no ferrosas. Cuando ya no se requiere más, se reduce la fuerza del campo magnético, alejándolo de la punta mediante un vástago, y el polvo se desprende por gravedad, depositándolo en el recipiente contenedor para posterior uso.

Existe una gama de colores, sin embargo, los más usados son el negro y el blanco, puesto que generan mejor contraste con una gran cantidad de superficies coloreadas.

Puede adquirir este aplicador, sus reactivos magnéticos y otros productos para mismo fin en la Sección Revelado y Levantamiento

Aplicador Magnético
Aplicador Magnético
Revelado de huella latente con aplicador
Revelado de huella latente con aplicador

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *